Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

VETTEL, SEGUNDO... Y LOS DOS FORCE INDIA TERCERO Y CUARTO

Pole en lluvia para Lewis Hamilton en Bélgica con Sainz y Alonso K.O. en Q1

Lewis Hamilton ha logrado la pole en un GP de Bélgica en el que la lluvia ha jugado un papel fundamental. Con una Q3 en agua, el británico ha superado a Vettel y a Ferrari, y a los dos 'nuevos' Force India con Ocon y Pérez. Fernando Alonso y Carlos Sainz cayeron en Q1.

EFE | Madrid | 21/08/2018

Hamilton, en el Mercedes

Hamilton, en el Mercedes / Getty Images

El piloto británico Lewis Hamilton (Mercedes) ha logrado este sábado la 'pole position' en el Gran Premio de Bélgica, decimotercera prueba del Campeonato del Mundo de Fórmula 1, tras una jornada calificatoria marcada por la intensa lluvia caída durante la Q3.

Hamilton rubricó bajo el repentino diluvio de Spa-Francorchamps un mejor tiempo de 1:58.179, por delante del aléman Sebastian Vettel (Ferrari, con 1:58.905) y del francés Esteban Ocon (Force India, con 2:01.851), quienes fueron por ese orden segundo y tercero.

Mientras tanto, los españoles Carlos Sainz (Renault) y Fernando Alonso (McLaren) tuvieron un desempeño muy irregular y ni siquiera pasaron la criba de la Q1 al ser 16º y 17º, respectivamente. Junto a ellos, también eliminados en primera tanda el ruso Sergey Sirotkin (Williams), el canadiense Lance Stroll (Williams) y el belga Stoffel Vandoorne (McLaren).

Antes de que apareciera la lluvia con fuerza, la Q2 sirvió para cribar al francés Pierre Gasly (Toro Rosso), su compañero el neozelandés Brendon Hartley, el monegasco Charles Leclerc (Sauber), el sueco (Marcus Ericsson) y el alemán Nico Hulkenberg (Renault).

Así, y en condiciones que recordaron la 'qualy' del GP de Hungría, Hamilton obtuvo la 78ª 'pole' de su trayectoria profesional gracias a una última vuelta con el reloj a 0 y arrebatándosela 'in extremis' a su principal oponente en la clasificación general del Mundial.