Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

JJOO RÍO | SU PRESENCIA EN LA FINAL FUE UNA SORPRESA

El balear Joan Lluis Pons acaba octavo en la final de los 400 estilos de los Juegos Olímpicos de Río

Pons, cuya presencia en la final ya fue todo un éxito, comenzó con desventaja tras la primera posta, en la que dejó marchar a sus rivales. Intentó recuperar en el hectómetro final, pero no pudo dar caza al resto de sus rivales. El balear paró el reloj en 4:16:58, lejos del 4:13.55 que estableció en las semifinales.

 | Madrid | Actualizado el 17/07/2018 a las 22:49 horas

Joan Lluis Pons

Joan Lluis Pons / EFE

El nadador español Joan Lluis Pons concluyó en la octava posición en la final de los 400 estilos de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, una prueba que conquistó el japonés Kosuke Hagino (4:06:05) tras un bonito duelo con el estadounidense Chase Kalisz, medalla de plata.

Pons, cuya presencia en la final ya fue todo un éxito, comenzó con desventaja tras la primera posta, en la que dejó marchar a sus rivales. El nadador del CN Palma de Mallorca, de apenas 19 años, fue el único europeo, junto con el británico Max Litchfield, que peleó entre los ocho mejores.

Pons intentó recuperar en el hectómetro final, pero no pudo dar caza al resto de sus rivales. El balear paró el reloj en 4:16:58, lejos del 4:13.55 que estableció en las semifinales y que significó el récord de España.

El octavo puesto se traduce en un diploma olímpico para el mallorquín, que dio la gran sorpresa de la jornada con su acceso a la final del 400 estilos. Por su parte, el triunfo correspondió al japonés Hagino con un registro de 4:06:05, a casi tres segundos de la plusmarca mundial, que todavía sigue en manos de Michael Phelps desde Pekín 2008.

El nadador nipón se desquitó de su plata en el Mundial de Barcelona y de su bronce en Kazán el pasado año. El segundo puesto perteneció al americano Chase Kalisz y el tercero fue a manos del también japonés Daiya Seto.