INSÓLITA ESCENA SOBRE EL CÉSPED

Lo nunca visto: los ultras del Steaua de Bucarest le quitan las camisetas a los jugadores... ¡por no subir a Tercera!

Los aficionados del Steaua no aceptaron la derrota del equipo e invadieron el campo con bengalas para quitarles las camisetas a los jugadores en plena carga policial.

Redacción

Madrid | 03.06.2019 11:55

El Steaua Bucarest era el equipo más importante del futbol de Rumania, después de que en 1986 conquistará la Champions League tras derrotar al Barcelona, pero ahora se encuentra en la Cuarta División, en la que por segundo año consecutivo perdió la promoción para ascender a Tercera.

El 'nuevo' club, fundado en 2016 tras ganar una demanda por los derechos del nombre, el escudo y los colores del club, seguirá un año más en la cuarta división del fútbol rumano mientras que el denominado FCSB, club original, ha sido subcampeón de Primera (Liga 1) esta misma temporada.

La privatización, el problema

El equipo que en ese entonces era parte del Estado, se privatizó en 1998. Hasta ese momento el ejército controlaba al club y era dueño del estadio, colores, logo y todo lo del club, pero una crisis económica obligó al ejército a venderlo a Gigi Becali, un empresario rumano.

Sin embargo en 2011, el ejército demandó al club al considerar que se estaban utilizando los logos, el estadio y demás identidad de manera ilegal y el Ministerio de Defensa le dio la razón al ejército en 2016.

De esta manera, los jugadores tenían que tapar el escudo en zonas mixtas y no se podía proyectar el logo en el marcador. La prensa tampoco podía referirse al equipo con el nombre de Steaua Bucarest, el cual fue rebautizado como el FCSB y actualmente disputa sus partidos en el Estadio Nacional, donde juega la Selección.