Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

Jornada 33 | Celta 2-2 Barcelona

Un Barcelona plagado de suplentes se deja dos puntos con la cabeza en la final de Copa

Los de Valverde no pasan del empate ante el Celta en un partido marcado por el once de los blaugranas, plagado de suplentes. Dembelé logró adelantar al Barcelona y Jonny recortó al borde del descanso. Alcácer marcó el segundo antes de que el equipo se quedara con uno menos por la expulsión de Sergi Roberto y finalmente Aspas logró el tanto del empate.

ondacero.es | Madrid | 17/04/2018

Reparto de puntos que podrá ser bueno o malo para ambos en función del resto de resultados de la jornada. El Barça, un punto más cerca del título, llegará a la final de la Copa del Rey contra el Sevilla sin más lesionados y con sus hombres clave frescos, además arrancando un punto de un estadio que había sido un 'infierno' para ellos últimamente, con dos derrotas en LaLiga y un empate en la Copa.

Para el Celta, este empate puede saber bien pero, jugando 20 minutos con un hombre más y ante un Barça que no tenía a los jugadores que le han llevado al liderato, logrando el 2-2 definitivo Iago Aspas mediante la ayuda del brazo, puede saber a poco. Los de Unzué, eso sí, volvieron a luchar de tú a tú con el Barça y seguirán en la pugna por estar el año que viene en competición europea.

La expulsión de Sergi Roberto en el minuto 70, justo 10 minutos después de haber entrado al campo, marcó un partido en el que Marc-André Ter Stegen estuvo de nuevo inconmensurable, salvando varios goles aunque impreciso en el gol final del Celta que birló el triunfo a su equipo. Pero también el Barça se mostró ofensivo y dispuso de ocasiones.

Fútbol de ataque y ocasiones no faltaron en ninguna de las porterías. Un remate de cabeza al palo de Paulinho para el Barça y otro palo del canterano Brais Méndez para el Celta de Vigo avisaron de cómo sería el duelo. La lata se abrió por vía blaugrana y de Ousmane Dembélé, quien voleó el balón de primeras para marcar su primer gol en LaLiga con el Barça en 13 partidos, aunque ya había marcado un gol en la 'Champions'.

Un error del Celta propició el robo de Philippe Coutinho, que la envió para Alcácer, que aunque cayéndose intentó centrar para Denis Suárez pero Dembélé, que llegaba en carrera, se adelantó para marcar. Pero poco le duraría la alegría al Barça, pues este gol en el minuto 36 no les valió para llegar con ventaja al descanso.

Jonny remató en línea de gol anticipándose a Yerry Mina, de nuevo titular en el eje de la zaga junto a Thomas Vermaelen, un centro de Maxi Gómez tras una contra lanzada por Iago Aspas que se inició por un error en la salida de balón del Barça por parte de André Gomes. Un tanto para devolver las tablas y hacer justicia visto lo visto.

Y es que el Celta, con Brais Méndez, había obligado a lucirse a Ter Stegen y a dejar un 'fotón' para el recuerdo del alemán, volando en Balaídos. En la segunda parte el Barça tuvo más control, sobre todo cuando Leo Messi y Sergi Roberto entraron al campo en el minuto 60. El pánico provocado por el argentino propició que el Celta reculara, el Barça tocara más y mejor el balón y que llegara el 1-2.

Una buena jugada entre Nelson Semedo y Ousmane Dembélé por la derecha, el lateral portugués centró y Paulinho, entrando con fuerza, remató un balón que desvió Sergio y que Paco Alcácer acabó empujando a la red, con un suave toque, para lograr el gol.

El Celta, desde la expulsión, volvió a dominar y el Barça se fue metiendo atrás para salvar el punto. Pero los rebotes y rechaces también protagonizaron el empate final del Celta, ya en superioridad numérica, de Iago Aspas, que remató ayudado del brazo el balón que Ter Stegen había despejado mal, en el único error del alemán.

El propio meta blaugrana, y sobre todo Lucas Digne, evitaron el tercer gol del Celta y la remontada completa del equipo local, permitiendo al Barça mantenerse invicto y sumar un punto más. Quedan 15 puntos en juego, y el Barça sumando 6 puntos más sería campeón. Pero, ahora, miran a una Copa del Rey que se disputarán contra el Sevilla FC en el Wanda Metropolitano este sábado y que es el siguiente objetivo.