Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

UNA JORNADA CON MUCHO PROTAGONISMO DE LOS ESPAÑOLES

Gasol le gana la partida a Mirotic pero los Grizzlies pierden ante los Pelicans en el día de Martin Luther King

Se celebraba el 'MLK Day' en la NBA y los españoles tuvieron una amplia cuota de protagonismo. Marc Gasol y Mirotic, que se enfrentaron entre ellos, fueron los más destacados de una jornada en la que volvió Ricky Rubio con los Jazz y en la que se vio a Álex Abrines, ausente con los Thunder por "motivos personales", sentado en el banquillo de su equipo.

Efe | Madrid | 22/01/2019

Marc Gasol, durante un partido de los Memphis Grizzlies

Marc Gasol, durante un partido de los Memphis Grizzlies / Efe

El calvario de las derrotas se mantuvo para el pívot Marc Gasol y los Grizzlies de Memphis, a pesar que el jugador de Sant Boi le ganó el duelo individual al ala-pívot Nikola Mirotic, de los Pelicans de Nueva Orleans, y ambos fueron los dos mejores españoles en la jornada festiva de Martin Luther King.

Gasol, que se había perdido el partido del pasado sábado ante los Raptors de Toronto al sentir dolores en la espalda, volvió recuperado y disputó 35 minutos para ser el mejor del equipo con 22 puntos, que al final no evitaron la derrota de los Grizzlies en su campo por 85-105 ante los Pelicans, que jugaron sin Anthony Davis.

El mediano de los hermanos Gasol anotó 9 de 19 tiros de campo, incluido un triple de cuatro intentos, y 3 de 5 desde la línea de personal. El jugador de Sant Boi también tuvo protagonismo dentro de la pintura al conseguir ocho rebotes, seis fueron defensivos, dio seis asistencias, recuperó un balón, perdió otro y le pitaron cuatro faltas.

Enfrente tuvo Gasol a un amigo y compañero de selección, Mirotic, quien también brilló como reserva al ser decisivo con sus canastas desde fuera del perímetro en el tercer periodo. El exjugador del Real Madrid acabó con 21 puntos tras anotar 6 de 15 tiros de campo, 5 de 12 de triples, y 4 de 4 desde la línea de personal en los 32 minutos que vio acción. También capturó seis rebotes, que fueron todos defensivos, dio una asistencia, recuperó un balón, perdió otros dos y puso dos tapones.

Mientras que la cruz de la moneda de la derrota también les tocó vivirla a los bases Ricky Rubio y José Manuel Calderón. Rubio, quien volvió con los Jazz de Utah, tras haberse perdido seis partidos por culpa de la lesión muscular que sufrió en la pierna derecha, jugó 14 minutos como reserva plenos de producción al aportar 12 puntos que al final no evitaron la derrota que su equipo sufrió de local al perder 104-10 ante los Trail Blazers de Portland.

El jugador de El Masnou, que entró al partido con la restricción de minutos, mientras completa su recuperación, anotó 3 de 6 tiros de campo, incluido un triple de tres intentos, y acertó 5 de 6 desde la línea de personal. Rubio también capturó dos rebotes defensivos, dio dos asistencias, recuperó un balón, pero perdió cuatro, que lo dejaron como el punto débil de su labor en el campo.

Calderón vivió una jornada especial al jugar también 14 minutos como reserva de los Pistons de Detroit y hacerlo perfecto con siete puntos, pero su equipo perdió de visitantes por 101-87 ante los Wizards de Washington. El jugador de Villanueva de la Serena anotó los dos tiros de campo que hizo, incluido un triple, y también los dos lanzamientos desde la línea de personal. Calderón destacó en la dirección del juego al repartir cuatro asistencias, tuvo dos perdidas del balón y le señalaron dos faltas.

Mientras que la buena noticia de la jornada para los jugadores españoles fue la vuelta del escolta Álex Abrines con los Thunder de Oklahoma City en el partido que su equipo ganó de visitantes con facilidad por 109-127 ante los Knicks de Nueva York. Abrines se incorporó al equipo después de haberse perdido 13 partidos, los dos primeros debido a una infección estomacal, y el resto por lo que el equipo definió como "asuntos personales".

El jugador mallorquín, que fue baja el mismo Día de Navidad, cuando los Thunder se enfrentaron con los Rockets de Houston, en el Toyota Center, siguió el partido desde el banquillo del Madison Square Garden, sin que al final el entrenador Billy Donovan le diese ningún minuto.