Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

En el 30 aniversario de la mujer en las fuerzas armadas

Cospedal admite quedan muchos flancos y retos pendientes en materia igualdad

La ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, ha admitido que, 30 años después de la incorporación de las mujeres a las Fuerzas Armadas, "siguen siendo muchos los flancos por atender y muchos los retos pendientes" en materia de igualdad.

EFE | Madrid | Actualizado el 08/03/2018 a las 20:48 horas

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal / EFE

La titular de Defensa ha presidido el acto de celebración del 30 aniversario de la incorporación de la mujer a los ejércitos, que ha servido para rendir homenaje a este colectivo, que actualmente suma un total de 15.241 mujeres, lo que supone el 12,7 por ciento del total de militares en España.

En su intervención ante un auditorio formado por más de medio millar de militares, la mayoría mujeres, Cospedal ha destacado que la mujer está plenamente capacitada para desempeñar cualquier misión igual que sus compañeros de las Fuerzas Armadas.

Ha dicho que la libertad y la igualdad de oportunidades es que no haya límites, frenos, discriminaciones, ni brecha en las Fuerzas Armadas y su entorno.

En este sentido ha afirmado que las mujeres no quieren un trato "a favor ni en contra" y ha agregado que los avances logrados en estos 30 años son fruto del esfuerzo de ellas y de sus compañeros.

Cospedal ha subrayado que la incorporación de la mujer a las Fuerzas Armadas en España es una "referencia mundial" y "uno de los grandes pilares" de la democratización de los ejércitos.

Tras afirmar que las más de 15.000 mujeres militares son una "sólida realidad", ha destacado que son "imprescindibles" en las misiones en el exterior.

También ha subrayado que las Fuerzas Armadas han adoptado la legislación nacional e internacional en materia de igualdad, y "en muchas ocasiones incluso se han adelantado".

"La igualdad de oportunidades es un reto constante y una exigencia que no cesa", ha dicho Cospedal, quien ha asegurado que el Ministerio de Defensa está comprometido con los objetivos de igualdad y trabaja en medidas sobre jornadas laborales, conciliación y reforzar sus departamentos relacionados con esta materia.

Sin embargo ha admitido que "nos queda todavía un camino por recorrer", que tiene que ver con la actitud, formación, educación y "lo que enseñemos a las futuras generaciones".

Ha concluido su intervención agradeciendo a la mujeres militares su "servicio y ejemplo desde la honestidad, valentía, honor y humildad".

El acto ha contado con la intervención de la primera y única coronel, el rango más alto alcanzado por una mujer en las Fuerzas Armadas, Patricia Ortega, quien ha afirmado que los logros por la integración en estos 30 años se deben a los hombres y mujeres.

"Las mujeres somos tratadas como uno más, pero somos más que uno más", ha asegurado la coronel, quien ha pedido a las instituciones militares "esfuerzos" para alcanzar la "excelencia" en materia de igualdad.

También han intervenido la teniente coronel Inmaculada Sierra, jefe del servicio de Neurofisiología Clínica del hospital Central de la Defensa; la sargento primero Ana Belén González, licenciada en Derecho y destinada en el Ala 12 de aviones de combate en la base de Torrejón; y la cabo primero Beariz García, la primera en adquirir la condición de militar de carrera en 2005.

Todas ellas han coincidido en afirmar que en las Fuerzas Armadas en ningún momento se han sentido diferentes y han asegurado que una buena preparación y formación aseguran el acceso a los puestos, al margen del género.

Al acto han asistido también el secretario de Estado de Defensa, Agustín Conde, y el jefe de Estado Mayor del Ejército del Aire (JEMA), general Javier Salto.