Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

A PARTIR DE LAS CINCO DE LA TARDE

Arrancan las restricciones al tráfico en Gran Vía, Atocha y la calle Mayor por Navidades

Las aceras de la Gran Vía se ampliarán con parte de la vía dedicada a los vehículos y en el centro de la calzada habrá delimitados dos carriles centrales, uno en cada dirección. Además el servicio de Metro se incrementa una media de un 50% a partir de este viernes y hasta el próximo 6 de enero.

EFE | Madrid | Actualizado el 02/12/2016 a las 10:25 horas

Gran Vía de Madrid iluminada por Navidad

Gran Vía de Madrid iluminada por Navidad / EFE

A las cinco de la tarde de este viernes comienza el primer periodo de cortes al tráfico privado en la Gran Vía, así como en las calles Atocha y Mayor, que se extenderá hasta las diez de la noche del día 11, medida con la que el Gobierno de Manuela Carmena (Ahora Madrid) pretende promover "otra movilidad" en la ciudad en esta época del año.

El servicio de Metro se incrementa una media de un 50% a partir de este viernes y hasta el próximo 6 de enero, durante las franjas horarias con mayor desplazamiento de los ciudadanos hacia las zonas comerciales y de ocio de la capital, según el Consorcio Regional de Transportes, que depende de la Comunidad de Madrid.

El área afectada por el dispositivo de movilidad navideño se encuentra en la calle Gran Vía, desde la Plaza de España hasta su confluencia con la calle Alcalá; la calle Atocha, desde la Glorieta de Carlos V hasta la Plaza de las Provincias, y la calle Mayor en ambos sentidos desde Bailen hasta la Puerta del Sol. En la calle Segovia, entre la Ronda de Segovia y Puerta Cerrada, se podrán efectuar restricciones o cortes puntuales en función de la congestión del tráfico.

Las limitaciones estarán vigentes desde las 17:00 horas de este viernes, día 2, hasta las 22:00 horas del día 11; el fin de semana del viernes 16 al domingo 18 -empezando también el viernes a las 17:00 horas y terminando el domingo a las 22:00 horas-, y sin interrupción durante las vacaciones escolares, desde del viernes 23 a las 17:00 horas hasta el domingo 8 de enero a las 22:00 horas.

Los peatones podrán caminar por una parte de la calzada de la Gran Vía, que será redistribuida entre Plaza de España y la confluencia con Alcalá de modo que las aceras se amplían con parte de la vía dedicada a los vehículos y en el centro de la calzada habrá delimitados dos carriles centrales, uno en cada dirección, de 3,2 metros de ancho cada uno, destinados a los autobuses de la EMT y a los demás vehículos autorizados, que deberán circular a una velocidad máxima de 30 kilómetros por hora.

Entre la calle San Bernardo y la Plaza de España será habilitado un carril en sentido San Bernardo y dos carriles en sentido Plaza de España por los que podrán circular los autobuses de la EMT y los vehículos autorizados.

La red de Metro incrementará una media del 50% el número de trenes en los periodos de tráfico cerrado en el centro de Madrid, y en el caso de las líneas más concurridas se preven refuerzos hasta del 100%. Se podrá acceder a los aparcamientos a través de calles o rutas no incluidas en las de restricción de accesos y sin perjuicio de que la Policía Municipal o los Agentes de Movilidad puedan establecer rutas o recorridos concretos en cada caso singular de ser necesario, y todo ello sin perjuicio de la normativa general de accesos a las Áreas de Prioridad Residencial (APR).

La Gran Vía podrá ser atravesada en vehículo a motor en sentido transversal pero no se podrá circular por ella, salvo transporte público y otras excepciones. A lo largo de la vía modificada habrá espacios reservados para las paradas, con acceso y salida a ellas para los autobuses.

Durante los días de restricción, las motocicletas y ciclomotores no podrán aparcar en las aceras ni en los carriles habilitados para peatones en toda la Gran Vía, en la Red de San Luis y en la Plaza del Callao, tanto en zonas de acera ordinaria como en los carriles de circulación habilitados para uso peatonal. Como alternativa, serán habilitadas zonas concretas para el estacionamiento de motos en las calles Reyes, Virgen de los Peligros, García Molina, Barquillo, Silva y Desengaño.

La Policía Municipal y los agentes de Movilidad establecerán controles de acceso en Plaza de España, Plaza de Cibeles, Plaza de la Independencia, Plaza de Cánovas del Castillo (Neptuno), Glorieta del Emperador Carlos V, Glorieta Puerta de Toledo, Plaza de San Francisco el Grande, Calle Mayor, Calle Bailén.