Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de Onda Cero en tu móvil.

LIGA BBVA JORNADA 16 | ATHLETIC - ATLÉTICO

El Atlético busca asaltar La Catedral para terminar un inolvidable 2014

Menudo año que ha tenido el Atlético. Quién le habría dicho el 1 de enero de 2014 que llegarían a la final de la Champions y que ganarían la Liga BBVA. Los rojiblancos vuelven a San Mamés, al estadio en el que el sueño se empezó a hacerse realidad, con las bajas de Koke y de Mandzukic, y con Saúl y Griezmann de titulares en el asalto a La Catedral. Enfrente está el Athletic, uno de los grandes de España.

Jorge Bautista | Madrid | Actualizado el 07/05/2015 a las 21:37 horas

Koke remata para hacer el 1-2

Koke remata para hacer el 1-2 / EFE

Menudo auténtico clásico del fútbol español el que van a disputar Athletic y Atlético. Y en menudo escenario va a tener lugar el que será el último partido de la Liga BBVA en este 2014. En San Mamés, ni más ni menos, en un templo futbolístico. En un estadio de esos en los que el espectáculo está asegurado, donde se pierden, y se ganan, títulos. Donde dos de los mejores equipos de nuestro torneo se verán las caras para cerrar un 2014 mágico.

Sobre todo para los de Simeone, que vuelven a un lugar en el que el sueño se comenzó a hacer realidad. Porque el Atlético sabe que gran parte de la Liga conquistada la pasada temporada pasó por la victoria en La Catedral, pasó por un encuentro en el que los rojiblancos empezaron a creer que sí, que era posible. Que por qué no iban a levantar el título. Que, si habían levantado el gol inicial de Muniain y derrotado por 1-2 a los vascos en su feudo, por qué no iban a terminar con el duopolio Real Madrid - Barcelona en España. 

Así terminó siendo. El Atlético ganó la Liga BBVA, algo impensable al comienzo del curso, y ahora vuelve a San Mamés ya no como aspirante ni como equipo Champions, sino como actual campeón. Como el, hasta que otro ocupe su trono, el mejor equipo de España. Muchos cambios ha habido en los nombres, en las caras y en los jugadores que conforman la plantilla actual de Simeone con respecto a la que en su día conquistó el trofeo, pero la idea se mantiene intacta. 

Sin Koke ni Mandzukic
La idea de que las individualidades se tienen y se deben poner al servicio del conjunto y del colectivo. Precisamente sobre ese eje girará el juego de los de Simeone en San Mamés. No están ni Koke ni Mario Mandzukic. No están ni el máximo asistente del equipo ni el goleador, pero su lugar lo ocuparán otros que deben hacer el mismo trabajo. Que deben bregar, pelear y competir, y con eso los goles, o el gol, puede caer por su propio peso. Eso sí, parece que los del Cholo saldrán sin delantero puro.

Raúl Jiménez esperará en el banquillo, y el puesto del punta croata sancionado lo ocupará Antoine Griezmann, un extremo reconvertido a mediapunta en una transformación que está llevando su tiempo. Calidad tiene, velocidad también. Y cuenta con gol gracias a sus desmarques y a su zurda. La movilidad arriba que ofrezca es lo que puede dar alternativas a los madrileños para crear juego con Arda Turan. Y con Saúl, titular por el también ausente Koke.

Además, lo de siempre. El peligro a balón parado y la dificultad para el equipo rival de traspasar los muros y el sistema de contención que Simeone plantea partido a partido. Y también está el deseo de terminar 2014 lo más arriba posible, para lo que habrá que rehacerse de la derrota en casa ante el Villarreal y no dar opción de acercamiento a Sevilla y Valencia, ni de que el Barcelona y el Real Madrid se alejen más. Sí, el objetivo es la Champions... pero también lo era la pasada temporada y al final se ganó la Liga BBVA.

El Athletic, un hueso bien duro
No será fácil, pues por más malos momentos que pueda haber pasado el Athletic en la presente temporada, San Mamés impone. Y los leones rugen con fuerza siempre que llega un equipo grande a su feudo. Son de los equipos que venden cara cada derrota, que saben competir y que cuentan además con buenas bandas con Susaeta y Muniain. Arriba, Aduriz, aunque la baja de Iturraspe condiciona bastante la alineación de los de Ernesto Valverde.

Partido grande por tanto el que se disputa en La Catedral y que servirá como cierre a la Liga BBVA en este 2014. Una Liga que ha dado alegrías tanto al Athletic como al Atlético, pues los primeros regresaron a la Champions y los segundos levantaron un título que parecía imposible viendo a Real Madrid y a Barcelona en competiciones largas. Toca disfrutar de un duelo grande entre dos de los mejores de España.